Antiguo 28-sep-2017, 09:33   #26
Volter54
Pajillero
 
Fecha de Ingreso: sep-2017
Mensajes: 32
Gracias 53 Veces en 31 Posts
Predeterminado

Muy bien tejido, y mejor elaborado, como la vida misma vaya¡ Thank you very much.
Volter54 is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a Volter54 por este Post:
Antiguo 29-sep-2017, 10:17   #27
economista
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: oct-2011
Mensajes: 224
Gracias 2.888 Veces en 173 Posts
Predeterminado

Dejo el primer capítulo en formato Pdf para que lo podáis seguir mejor. Espero que os guste.
La portada no es definitiva, si alguno hace una portada bonita para el libro no me importaría ponerla, acepto sugerencias.

Por cierto, el relato es muy abierto y me falta mucho de escribir, también me gustaría hacer algún "cameo" con alguna mujer vuestra o alguna amiga que queráis meter, es muy morboso ver a algún conocido reflejado en el relato. Si os interesa os ponéis en contacto conmigo por privado.

Un saludo
economista is offline   Citar -
Los siguientes 8 Usuarios dan las gracias a economista por este Post:
Antiguo 04-oct-2017, 13:10   #28
economista
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: oct-2011
Mensajes: 224
Gracias 2.888 Veces en 173 Posts
Predeterminado

Llegamos Claudia y yo a casa de mis suegros para comer y al entrar allí estaba toda su familia al completo junto con los niños correteando por la casa. Ya me había preparado una encerrona mi mujercita, lo que menos me apetecía era una comida familiar. El primero que vino a saludarnos fue mi suegro Manuel y al momento apareció mi cuñado Gonzalo que como siempre se lanzó a dar dos besos y un abrazo a mi mujer.

- Vaya con mi cuñadita, cada vez estás mas guapa, dijo agarrándola por la cintura.

Si, odiaba a aquel tipo, Gonzalo, no solo era mi cuñado, por desgracia también era mi jefe, lo mismo que mi suegro, sin embargo tengo que decir que Manuel era una buenísima persona, todo lo contrario que el fanfarrón de mi cuñado. En el salón estaba en el sofá sentada con cara de amargada, como siempre, su mujer Carlota, hermana mayor de Claudia, tenía 44 años y la misma mala hostia que mi mujer y mi suegra, la madre de ambas, aunque era igual de guapa que mi mujer, a pesar de no haber tenido hijos se estaba echando a perder y cada vez lucía un culo mas gordo, eso sí tenía unas enormes tetas que habían sido objeto de mis pajas en muchas ocasiones.

A su lado sentada estaba Marina, llevaba en brazos su hija pequeña de 11 meses, era mi concuñada y mi musa pajilllera número uno desde que la conocí, es la mujer de Pablo, el hermano mediano de Claudia, otra gran persona, lo mismo que su mujer con la que tenía cuatro hijos a cual mas guapo y adorable. Hacían la pareja perfecta, mi cuñado de 42 años y ella de 39, una chica tremendamente atractiva, una morena de 1,70 guapa y con un pelazo espectacular que le llegaba casi hasta el culo, podría haber sido presentadora de televisión por su belleza, educación y saber estar, era periodista pero abandonó la carrera para cuidar a sus hijos, tenía un cuerpo casi perfecto a pesar de los 4 partos, buenas piernas, mejor culo y unas tetas talla 90 en su justo punto. Era mi único consuelo para estas reuniones familiares, reconociendo que mi mujer también era muy atractiva había algo en Marina que desataba todos mis morbos, sin duda alguna era la única mujer con la que pondría los cuernos a Claudia. Muchas veces me preguntaba como tenía que ser en la cama aquella diosa.

Luego apareció mi suegra Pilar, dando órdenes y que nos sentáramos a la mesa, otra bruja como Claudia y Carlota. No la soporté desde el primer momento que la conocí y en nada tenía que ver con su marido Manuel, un hombre hecho a si mismo y un gran trabajador. Todos ellos era los “Álvarez”.

Sí, los Álvarez, una familia muy conocida en nuestra ciudad, formaban un pequeño grupo empresarial y tenían varios negocios. El primero de todos fue la fábrica de dulces y pasteles de sus abuelos en su pueblo natal, al morir estos Manuel junto con dos hermanos se quedaron con la fábrica, luego había comprado una fábrica de zapatos muy cerca de ésta y poco a poco Manuel se había ido haciendo con todo tipo de negocios, varias fábricas mas, gasolineras, comercios, flota de camiones, inversiones inmobiliarias, (pisos y plazas de garaje). En su pueblo de origen casi todos los negocios eran suyos y las fábricas también y luego en la ciudad también tenía varios negocios y casi todos funcionaban muy bien.

En cuanto Carlota y Pablo cumplieron los 18 años, tenían claro que iban a estudiar en la facultad de empresariales para poder formarse y continuar con el negocio familiar, sin embargo Claudia que era la pequeña siempre fue un poco por libre y era la mas rebelde, su mayor ilusión era ser profesora de inglés, aunque Pilar no quiso no le faltó el apoyo de Manuel para que estudiara lo que quisiera. Fue un poco la protegida, era su hija pequeña, para todos la consentida. Y yo era el ínutil de su marido.

Pero claro, Carlota y Pablo enseguida ascendieron en la pirámide empresarial, lo que les llevó a ganar mucho dinero, sin embargo nosotros no éramos mas que una profesora de inglés y yo, un licenciado en filología hispánica que no encontraba trabajo ni a la de tres. Claudia quería llevar el ritmo de vida de sus hermanos y para nosotros era imposible, nos compramos un gran chalet que efectivamente tuvo que pagar en gran parte su padre, que al final también tuvo que darme trabajo en una de sus fábricas.

Y así es como empecé a trabajar en la fábrica de zapatos, era una de las que mas beneficio le dejaba a el grupo empresarial Álvarez y al frente de la fábrica estaba ni mas ni menos que como encargado mi cuñado Gonzalo. Yo no quise trato de favor por ser el marido de Claudia y con 28 años, uno antes de casarnos, empecé a trabajar allí como un operario mas, ésto para mi mujer fue una humillación y le llevó a continuos enfrentamientos con su hermana Carlota que por aquel entonces era la jefa de personal del grupo, para que me buscara un sitio mejor.

En la fábrica de zapatos Gonzalo era el encargado, no tenía mucho don de gentes, para la mayoría de los trabajadores era un déspota y un enchufado y éste les correspondía tratándoles bastante mal, incluso a mi al que al principio me llamaba en público “cuñadito” para dejarme en evidencia delante de todos.

Pablo, el hermano mediano de Claudia, fue aprendiendo el oficio junto con su padre Manuel, al que acompañaba a todos los sitios, sin duda alguna cuando éste faltara iba a ser su sucesor, con el paso de los años ya era su mano derecha y Carlota también había ascendido y ahora era la administradora del grupo empresarial. Manuel era un hombre mayor y poco a poco le iba dejando a su hijo que tuviera mas protagonismo en todas las decisiones empresariales. Yo, claro también había ido ascendiendo en la fábrica y ahora, 9 años después de empezar en la fábrica, era el segundo de Gonzalo, que seguía siendo el que tomaba todas las decisiones.

Aquella no iba a ser una comida normal de familia, cuando nos sentamos todos a la mesa, Manuel nos dio la noticia.

- Familia quería deciros que ya son muchos años, llevo trabajando desde los 12 años y es el momento de dejarlo, Pablo desde hace tiempo se encarga de todo, dijo dándole unas palmaditas en el hombro y yo estoy ya muy mayor y me apetece descansar, sé que voy a dejar esto en muy buenas manos, la semana que viene me voy a jubilar y Pablo va a ocupar mi lugar.

Todos allí le dimos la enhorabuena, fue una gran sorpresa para Claudia y para mi que nos miramos sin esperarnos la noticia, sin embargo tanto Pablo y su mujer como Gonzalo y Carlota no mostraron el menor sobresalto, está claro que estaban enterados de todo lo que iba a pasar, pero lo que mas me molestaba era la medio sonrisa que Gonzalo no podía disimular. Algo iba a sacar de la jubilación de mi suegro. Y es que tengo que reconocerlo, no soportaba a mi cuñado, iba de sobrado y no era mas que un muerto de hambre cuyo único mérito en la vida había sido engatusar a la amargada de Carlota.


---------


Conocí a Claudia en la universidad de filosofía y letras, por aquel entonces ya era nuestro último año de carrera. Yo había tenido muchas novias y rollos antes y esas cosas siempre llaman la atención en otras chicas, lo que explica que aun yo siendo físicamente normalito, aunque guapete pues Claudia, el bombón de la universidad, se fijara en mi.

Comenzamos a salir, hace ya mas de 14 años, cuando los dos teníamos 23 años (ahora tenemos 37), me costó casi un año poderme acostar con ella, que aunque había tenido algún medio novio, seguía siendo virgen. Las primeras veces que follamos fueron un desastre, pero poco a poco fuimos mejorando mucho con respecto al sexo.

Tengo que reconocer que a esa edad, aunque Claudia no hacía nada de deporte, estaba muy buena y tenía un señor cuerpazo, pequeñito en tamaño, pero con unas buenas tetas naturales y un pedazo de culo: redondo, suave y duro. Como por aquel entonces no teníamos casa propia cualquier sitio nos venía bien para tener relaciones, lo hacíamos principalmente en su casa, si no estaban sus padres, o en la mía o en un coche viejo que yo tenía. Yo prefería estar en una cama y podernos desnudar tranquilamente para así poder apreciar el cuerpazo de mi novia, si follábamos en el coche aunque era mas morboso no podía disfrutar tanto de sus curvas.

En la cama ya he dicho que al principio no es que las relaciones fueran la hostia, pero a medida que Claudia cogió experiencia fue llevando las riendas de lo que hacíamos. Al follar lo que le gustaba a ella era ponerse encima de mi y cabalgarme hasta que me corría dentro (por supuesto con condón). También practicábamos sexo oral, sobre todo yo a ella, desde el principio siempre le gustó que la comiera el coño, era con lo que conseguía sus mejores orgasmos y así sigue siendo en la actualidad. En cuanto a lo de el sexo oral de ella a mi, no puedo decir que Claudia haya sido una gran mamadora, sus momentos de darme placer se limitaban a unos pocos segundos y darme unos lametazos a la polla, como si fuera un gatito sin apenas metérsela dentro de la boca y si lo hacía era otros pocos segundos. Vamos que de chupar pollas no tenía ni puta idea y además agacharse a comérmela era rebajarse mucho para ella, así que no tardó en dejar de hacerlo.

Lo que si que me hacía y de maravilla eran las pajas, puedo afirmar que Claudia era una maravillosa masturbadora y me hacía unas señores pajas sobre todo durante los primeros años. Al empezar a salir aunque no teníamos sexo pude aguantarme gracias a las pajas de Claudia, que no tardó en complementar las masturbaciones usando la otra mano para meterme un dedito en el culo, eso sí, reconozco que fue a petición mía. Que me incrustara el dedo en el ano mientras me pajeaba hacía que me corriera como un auténtico cerdo. Sin embargo su virginal culito siempre estuvo vetado para mi, nunca me dejó ni tan siquiera acercarme a él, ni con la mano, ni con la boca, ni mucho menos con mi rabo para metérsela.

Nada mas terminar la carrera de magisterio Claudia se estuvo preparando las oposiciones a maestra, mientras que yo iba alternando un trabajo con otro. No puedo decir que mi carrera tuviera muchas salidas y no me veía con ganas ni preparado para sacar una oposición. Empecé de reponedor en unos grandes almacenes, luego de comercial de seguros, en una gasolinera...no paré nunca de trabajar, eso sí, Claudia y su familia eran muy conocidos en la ciudad y para ella era una total deshonra que su novio tuviera ese tipo de trabajos y mas cuando su padre me podía “colocar” en cualquier sitio.

Mi por entonces novia insistía en que aceptara trabajar para los Álvarez, pero yo me resistí todo lo que pude. Claudia no tardó en sacar la oposición como profesora de secundaria en inglés y estuvo unos años trabajando fuera hasta que pudo coger una plaza donde vivíamos. Ya con 28 años (casi 5 de relación) me dijo que quería casarse porque no quería esperar mas a tener hijos, sin embargo la condición que me puso fue que no podía seguir así, que debía tener un trabajo estable, así que yo finalmente acepté a trabajar en el negocio familiar.

Me reuní con su padre Manuel y Carlota, que por aquel entonces era la jefa de personal, Manuel me dijo que donde quería trabajar y yo le pregunté que cuando un desconocido les iba a pedir trabajo que les solía ofrecer.

- Pues les suelo ofrecer en la fábrica de zapatos, allí hay mucho trabajo y siempre hace falta gente, me dijo.
- Yo no quiero ningún trato de favor, así que mañana mismo empiezo en la fábrica como uno más, le contesté a mi suegro.

Carlota no dijo nada en toda la reunión, pero me fijé en su sonrisa cuando acepté trabajar en la fábrica donde su marido era el encargado. Cuando llegué a casa, Claudia ya me estaba esperando con el cuchillo entre los dientes, por supuesto que su padre le había llamado para informarla de nuestra reunión.

- Pero tu eres gilipollas o que te pasa, ¿de verdad piensas que voy a aceptar que mi futuro marido trabaje en la fábrica como uno mas?, y cobrando 1000 putos euros, ¿no ves que voy a ser el hazmerreir de todos?, no haces mas que avergonzarme...

Sin embargo tuvo que tragar, porque yo no iba a ceder en ese aspecto y así comencé en la fábrica en la que mi cuñado Gonzalo llevaba unos años siendo el encargado. Durante casi un año le tuve que aguantar su mirada de superioridad y sus absurdas ordenes, me llamaba “cuñadito” delante de todos y sin duda era lo que peor llevaba del trabajo. Al final tuve que tener una conversación a solas con él y le dije que dejara de llamarme eso delante de todos, por lo menos se dió por enterado y en el trabajo ya no me lo llamó mas, pero para el resto de la fábrica ya tenía un apodo. “Cuñadito”.

Ese año ya se aceleró todo, nos compramos un lujoso chalet, (que gran parte fue pagado por los padres de Claudia), ascendí en el trabajo y comenzamos los preparativos de boda. Sin embargo un año antes que nosotros se casaron Pablo y Marina. El día de la boda fue un gran acontecimiento, se casaba uno de los “Álvarez”, tuvieron mas de 400 invitados y fue una boda donde no faltó detalle. Cuando vi todo eso me entraron unos sudores fríos pensando que el año siguiente era yo el que iba estar en el lugar de Pablo. No me había hecho hasta ese momento la idea de lo que era casarse con una “Álvarez”. (cuando comencé a salir con Claudia ya se había casado su hermana Carlota con el capullo de Gonzalo).

La boda de su hermano con Marina fue como un cuento de hadas, la novia iba tremendamente guapa con un escote palabra de honor. Durante la celebración después de comer, no pude resistirme y sacar a bailar a la novia, ya llevaba unos años pajeándome con Marina, e incluso solo con bailar con ella llegué a excitarme. Claudia también se lo estaba pasando en grande y después de la tensión acumulada de todo el día de la boda se había desmelenado bastante (una de las pocas veces que he visto a mi mujer pasada de copas), la vi bailando en repetidas ocasiones con mi nuevo jefe, Gonzalo que llevaba una borrachera considerable, mientras su mujer Carlota sentada tenía la misma cara de mala leche de siempre viendo desvariar a su marido junto con mi entonces novia.

Si Marina iba guapa que decir de Claudia, iba imponente con un vestido verde de un solo color y muy ajustado a su cuerpo hasta los pies, era tan ceñido que dejaba poco a la imaginación sobre las curvas de mi futura mujer, en la falda tenía una abertura y con mucha frecuencia enseñaba una de sus piernas y además llevaba la espalda casi totalmente al aire. Era un vestido arriesgado, pero que a Claudia le sentaba como un guante.

Desde la barra me quedé mirando como bailaban Claudia y Gonzalo, mi mujer baila muy bien y tengo que reconocer que mi cuñado, para tener casi 50 tacos también era un gran bailarín y manejaba el pequeño cuerpo de mi mujer a su antojo. No sé porque viendo aquella escena mi polla comenzó a ponerse gorda y aunque intenté apartar esos pensamientos de mi cabeza no pude evitar recordar cosas del pasado. Volví a sentir ese cosquilleo insano en el estómago y cuando me quise dar cuenta tenía una erección formidable bajo el pantalón. Aquello no era normal, tan solo estaban bailando y pensé que aquella etapa anterior de mi vida estaba olvidada, pero claro que no lo estaba, tan solo estaba dormida. Me acordé de mi ex novia Cristina, (ella merece un capítulo aparte), me acordé de todo lo que me hizo y como me humilló, me acordaba de ella y yo seguía viendo bailar armoniosamente a Claudia y Gonzalo, totalmente compenetrados, como si llevaran bailando juntos toda la vida y ahora ya mi polla estaba tan dura que incluso me dolía.

Pero lo peor fue cuando terminaron de bailar, Claudia fue a hacerse unas fotos junto con su hermano y otros familiares y Gonzalo viéndome solo en la barra se acercó a mi para pedir también una copa.

- No sabía que mi cuñadita bailaba tan bien, me dijo riéndose, - ¿tu no la sacas a bailar?
- Es que a mi se me da fatal lo de el baile, tengo dos pies izquierdos, dije yo
- Me parece a mi que mi cuñadita es mucha mujer para ti, me soltó el muy cerdo dejándome con la palabra en la boca y marchándose con su mujer.

No supe ni que responder, me pareció la frase totalmente fuera de lugar y debí habérselo contado a mi mujer, sin embargo lo dejé pasar y me fui a los baños a refrescarme un poco. Cuando me puse en el urinario estaba tan empalmado que no me salía ni gota, me acordé de Marina, de mi ex Cristina, de Claudia y sobre todo de mi cuñado, no dejaba de escuchar en mi cabeza “mi cuñadita es mucha mujer para ti” y su risa burlona y con todos esos pensamientos comencé a meneármela muy lentamente. Al final me costó y decidí no correrme, porque viendo tan alegre a Claudia deduje que luego en casa podría tener ganas de sexo y en el estado que yo iba si me corría no se me iba a volver a poner dura.

No veía el momento de regresar a casa, por supuesto que al terminar la boda llegamos con unas ganas locas de follar a nuestro recién estrenado chalet, yo con toda la excitación acumulada durante el día y Claudia con alguna copita de mas subimos corriendo hasta la habitación.

Aquella noche cambió nuestra vida sexual para siempre.

Última edición por economista fecha: 05-oct-2017 a las 10:15.
economista is offline   Citar -
Los siguientes 15 Usuarios dan las gracias a economista por este Post:
Antiguo 04-oct-2017, 13:24   #29
viciosinfin1973
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: jun-2017
Mensajes: 194
Gracias 187 Veces en 117 Posts
Predeterminado

uff, que morbo

Muy bueno, Economista


que pasaría esa noche?
viciosinfin1973 is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a viciosinfin1973 por este Post:
Antiguo 04-oct-2017, 16:56   #30
CHARON
Moderador sección Relatos
 
Avatar de CHARON
 
Fecha de Ingreso: abr-2008
Ubicación: EN UN PENTAGRAMA
Mensajes: 22.389
Gracias 15.802 Veces en 7.926 Posts
Predeterminado

Genial e interesante... me dejas impaciente por leer la continuación. tu p2beer chug
__________________
LA MUSICA ES LA FORMA DE LAS FORMAS.....


visita mi hilo: http://www.pajilleros.com/showthread...ferrerid205900
CHARON is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a CHARON por este Post:
Visita nuestro sponsor
Antiguo 04-oct-2017, 18:15   #31
Volter54
Pajillero
 
Fecha de Ingreso: sep-2017
Mensajes: 32
Gracias 53 Veces en 31 Posts
Predeterminado

Buenisima la perspectiva del desarrollo de los acontecimientos...
Volter54 is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a Volter54 por este Post:
Antiguo 04-oct-2017, 19:05   #32
lokko007
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: abr-2017
Mensajes: 155
Gracias 55 Veces en 48 Posts
Predeterminado

nos tienes loco con esta historia pero estan muy morbosas

saludos y quedamos en espera del proximo
lokko007 is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a lokko007 por este Post:
Antiguo 05-oct-2017, 10:03   #33
economista
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: oct-2011
Mensajes: 224
Gracias 2.888 Veces en 173 Posts
Predeterminado

He recibido varias propuestas sobre lo que os comenté de que algún conocido vuestro, o mujer o novia hagan un cameo en el relato. Si me mandaís privados, pues me tendrías que poner su nombre y algún dato lo mas real posible para que yo pueda trabajar sobre ello.

Un saludo y gracias
economista is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a economista por este Post:
Antiguo 06-oct-2017, 09:47   #34
economista
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: oct-2011
Mensajes: 224
Gracias 2.888 Veces en 173 Posts
Predeterminado

Subimos besándonos y desnudándonos por las escaleras, a mi no me dio ni tiempo de soltar los regalos de boda que llevaba en una bolsa, para cuando entramos en la habitación ya estábamos en ropa interior. Claudia me empujó en la cama y se arrodilló ante mi, me bajó el slip y mi polla salió como un resorte, me pegó varios lametones y jugando con su lengua alrededor de mi capullo se la metió en la boca hasta la mitad mientras me metía un dedo en el culo. Apenas estuvo unos 30 segundos, aunque debía estar muy cachonda para hacerme eso.

- ¡Que dura la tienes!, me dijo orgullosa poniéndose de pies, como si me hubiera hecho la mejor mamada del mundo (en ese momento no sabía que era la última vez que iba a tener mi pene en su boca), - vamos, me toca...

Y se tumbó en la cama sabiendo que es lo que quería, cuando fue a quitarse sus braguitas blancas le pedi por favor que no lo hiciera, que quería lamer su coño con ellas puestas. Se puso boca arriba y se abrió de piernas.

- Déjame a mi, dije poniendo mi cara en su entrepierna y yo mismo apartando hacia un lado las braguitas de su coño.

Comencé a lamer su empapada rajita y Claudia me agarró de la cabeza apretándome contra su pubis, estaba visiblemente borracha y excitada a partes iguales y no dejaba de mover sus cadera contra mi mientras yo seguía chupándola entera. Entonces volví a acordarme de mi ex Cristina y que es lo que mas le gustaba, algo que hasta ese día nunca había hecho con Claudia.

Me tumbé en la cama y mi novia me miró extrañada al haberme detenido muy cerca de su orgasmo.

- ¿Pero que haces?, ¡¡¡estaba a punto de correrme!!!, protestó Claudia.
- Siéntate encima de mi, dije con la polla apuntando al techo.

Sin decir nada vi que Claudia puso cara de resignación y se puso sobre mi para follarme con una buena cabalgada, aunque en ese momento lo que le apetecía hubiera sido que terminara mi cunnilingus hasta que se corriera, cuando me agarró la polla para metérsela dentro supe que no me había entendido.

- No, eso no, siéntate encima de mi, quiero decir que te sientes encima de mi cara...
- ¿Como que encima de tu cara?
- Ven aquí, sube mas, eso es, quiero comértelo así.

Y Claudia por fin puso su coño de nuevo sobre mi boca, sentándose encima de mi. Otra vez fui yo el que apartó las braguitas a la vez que sacaba la lengua sobre su húmeda rajita. Parece que a mi novia le gustó aquello pues a empezó a moverse a toda velocidad como si me estuviera follando la lengua. Claudia se movía a lo bestia y me restregaba los fluidos de su coño por toda la cara, incluso un par de veces me llegó a hacer daño en la boca y en la nariz y hasta me quedé sin respiración unos segundos, pero eso a ella ya le daba igual, en esa postura estaba a punto de llegar al orgasmo, se seguía moviendo sobre mi lengua hasta que por fin se corrió.

- David, ¡¡me corroo!!, que buenoooo, !!!me corrooo!!!!, ahhhhhhh.....siiiiiii....siiiii

Y cayó al momento a mi lado todavía con la respiración jadeante.

- Mmmmm que bueno, hacía tiempo que no me corría así.

Pero yo ya me había girado hacia la mesilla y me estaba colocando un preservativo para follarme a Claudia, que ahora sí, totalmente satisfecha y medio borracha era lo último que le apetecía en ese momento, follar conmigo.

- ¿Que haces David?, dijo al verme con la goma puesta sobre mi polla, estoy un poquito mareada, no me apetece mucho ahora que te me pongas encima a moverme...
- Joder Claudia, mira como estoy, no puedes dejarme así.
- Ven anda, que no voy a dejarte así.

Se sentó a mi lado y me agarró la polla para comenzar a hacerme una paja lentamente, como siempre me la hizo de maravilla. Me la estaba meneando de lujo, a un buen ritmo y con la presión justa, mientras no dejaba de darme besitos por el cuello.

- ¿Quieres que te meta el dedito por el culo?, me dijo jadeando en mi oído.

Yo sabía que eso lo hacía para que me corriera antes, ni tan siquiera esperó mi respuesta, me metió uno de sus dedos en la boca hasta que lo empapé bien y después nos tumbamos de lado frente a frente, así en esa posición me introdujo el dedo en el culo mientras que con la otra mano no paraba de pajearme. Ya no iba a poder aguantarme mucho mas, me producía mucho morbo y placer que Claudia jugara con mi ano y ella lo sabía, aquello me llevaba al limite. Pero cuando estaba a punto de correrme vi que de la bolsa de los regalos de la boda se había caído al suelo un puro de estos que viene metido en una funda como de plástico duro, entonces cerca del orgasmo se me ocurrió la idea.

Me senté en la cama y cogí la funda del puro que estaba en el suelo y se lo enseñé a Claudia que no sabía porque le había detenido su masturbación.

- ¿Pero que haces?, me dijo.
- Toma, méteme esto por detrás.
- ¿Quieres que te meta eso por el culo?, dijo ella extrañada.
- Si, fóllame el culo con eso, hazlo por favor, dije mientras me ponía a cuatro patas en la cama...
- Pero David...
- ¡¡Hazlo!! estoy muy cachondo, quiero que me metas eso en vez de el dedo...
- Si es lo que quieres...

Y sin decir nada más, me fue metiendo la funda del puro por el recto, tengo que decir que entró con mucha facilidad, no era de mucho grosor y me dio un placer inmenso, cuando lo tuvo dentro lo fue sacando y metiendo muy despacio, sodomizando mi ano. Yo en esa posición sumisa a cuatro patas me sentía tremendamente excitado, movía ansioso las caderas en círculos, buscando que ella siguiera una y otra vez jugando en mi parte trasera.

- ¡¡Asíii, fóllame el culo, fóllamelo bien!!
- ¿Te gusta esto?
- Me encanta joder, ¡¡¡me encanta!!!, ¡¡¡fóllame mas fuerte!!!

Claudia cogió la funda como si estuviera empuñando una espada y de una sola embestida me lo metió hasta que su puño chocó con mis nalgas. Esa violencia hizo que me diera todavía mas placer y el contacto de su mano contra mis glúteos sonó como si me diera un puñetazo, pero no se quedó ahí, siguió dándome golpes con su mano en el culo y cada vez lo hacía mas fuerte, era como si me me estuviera acuchillando por detrás, me lo hacía con fuerza y cada vez más rápido, la funda se deslizaba fácil en mi ano y mi polla comenzó a vibrar fruto de la excitación acumulada. En la habitación ya solo se oían mis gemidos y los golpetazos de su puño contra mis nalgas mientras me follaba el culo con la funda del puro.

- ¡¡No te pares Claudia!!, ¡sigue!, estoy a punto de correrme...

Sin embargo ella se dio cuenta de que al estar sobre la cama iba a ponerlo todo perdido con mi abundante e inminente corrida.

- Ponte en el suelo, ¡córrete aquí si quieres!

Yo obedecí sin rechistar y me puse a cuatro patas a los pies de la cama y Claudia volvió a introducirme la funda del puro. Otra vez con fuerza y saña como hacía unos instantes, solo que esta vez pasó una de sus manos hacia delante y me agarró la polla para comenzar a masturbarme.

- ¡Vamos córrete ya!
- ¿Te gusta follarme el culo?, dije yo.
- Si te gusta a ti...
- No, dime que te gusta follarme el culo, llámame cosas, ¡¡insúltame!!
- ¿Que quieres que te diga?, dijo Claudia sorprendida.
- Lo que quieras, llámame puta, maricón, cerdo...¡¡estoy a punto de correrme!!
- ¡¡David!!
- ¡¡Vamos hazlo, dime que soy un maricón y que me dejo follar el culo!!
- ¡¡Vamos córrete maricón!!, ¡¡córrete maricón de mierda!!, dijo meneándomela mas rápido.
- ¡¡Me voy a correr Claudia!!
- ¡Córrete maricón!, ¡¡Córrete!!

Así en esa postura a cuatro patas recibiendo las embestidas del puño de Claudia en mi culo comencé a eyacular en un tremendo orgasmo, ella no dejaba de pajearme y mi leche salió disparada por todos lados, fue una corrida casi interminable y en ningún momento ella se detuvo en follarme el culo a la vez que me pajeaba.

Luego Claudia se levantó como si nada y tiró la funda del puro a la cama, miró satisfecha el desastre de mi corrida por todo el suelo y me dijo como si la cosa no fuera con ella en tono jocoso.

- Venga maricón, recoje todo esto y vamos a dormir, que estoy muy cansada...

Que me insultara así me pareció humillante y mas después de haberme corrido, que en teoría ya se te ha pasado todo el calentón, pero me encantó que lo hiciera y me dió mucho morbo. Al día siguiente nos levantamos con una buena resaca y yo tengo que decir que muerto de la vergüenza de haberme comportado así la noche anterior con mi por entonces novia...lo que entonces no sabía es que a ella también le había gustado y había despertado su interés de jugar con mi culo...
economista is offline   Citar -
Los siguientes 15 Usuarios dan las gracias a economista por este Post:
Antiguo 06-oct-2017, 20:17   #35
sustris
Pajillero
 
Fecha de Ingreso: feb-2016
Ubicación: Palencia
Mensajes: 56
Gracias 37 Veces en 30 Posts
Predeterminado

Apoteosis final...ya tengo mi personaje preferido.
sustris is offline   Citar -
Antiguo 07-oct-2017, 14:55   #36
economista
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: oct-2011
Mensajes: 224
Gracias 2.888 Veces en 173 Posts
Predeterminado

Cita:
Empezado por economista Ver Mensaje
He recibido varias propuestas sobre lo que os comenté de que algún conocido vuestro, o mujer o novia hagan un cameo en el relato. Si me mandaís privados, pues me tendrías que poner su nombre y algún dato lo mas real posible para que yo pueda trabajar sobre ello.

Un saludo y gracias
Gracias pajis por participar, estoy recibiendo varias propuestas para que vuestros conocidos, amigos, mujeres o novias salgan en el relato., me estais contando cosas muy morbosas en privado. En breve os iré respondiendo a todos
economista is offline   Citar -
Antiguo 09-oct-2017, 00:00   #37
economista
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: oct-2011
Mensajes: 224
Gracias 2.888 Veces en 173 Posts
Predeterminado

Os dejo los dos primeros capítulos en formato Pdf, espero que lo disfrutéis. No sé si estará gustando mucho o poco el relato, de momento recibo mas privados que comentarios dejáis por aqui.

Un saludo pajis
economista is offline   Citar -
Los siguientes 6 Usuarios dan las gracias a economista por este Post:
Antiguo 18-oct-2017, 01:23   #38
economista
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: oct-2011
Mensajes: 224
Gracias 2.888 Veces en 173 Posts
Predeterminado Capítulo 3.

Como siempre mi mujer era la maestra de ceremonias, estábamos toda la familia en casa de sus padres y Claudia junto al árbol de Navidad nos iba llamando para recibir los regalos de reyes. Por supuesto empezó por los peques, nuestras hijas Paula de 5 y Blanca de 3 años y sus sobrinos y luego poco a poco fue repartiendo los regalos a todos los demás. Allí de pies junto al árbol Claudia llevaba unos vaqueros blancos que le hacían un culazo tremendo y en la parte de arriba se había puesto una camisa azul era como de seda por lo que se amoldaba perfectamente a sus voluminosos pechos.

Desde luego que mi mujercita estaba muy buena, puedo asegurar que nunca había estado tan tremenda como ahora con 37 años, se había pintado los labios del color rojo intenso y su media melena rubia, ahora recién cortada poco por encima de los hombros, la llevaba totalmente lisa, lo que le daba un aire todavía mas de pija. Iba impecable, los zapatos con taconazo alto no hacían mas que resaltar sus fibradas piernas y su duro culo. Desde que nació Blanca mi mujer había comenzado a tomarse el deporte muy en serio, llevaba mas de 2 años trabajando su cuerpo a base de gimnasio (con entrenador personal), salir a correr, jugar al padel, mas todo tipo de ejercicios para aumentar y tonificar su trasero.

Aquel día intenté recordar cuando fue la última vez que hicimos el amor, ya habían pasado mas de 4 años desde la última vez que me la había follado. Por circunstancias de pareja nuestras relaciones sexuales fueron derivando hacia unas prácticas en las que los dos estábamos a gusto y poco a poco seguimos así hasta que lo aceptamos como normal. Y desde luego que el coito con penetración no estaba dentro de lo que hacíamos, no es que no me gustara follarme a Claudia, pero ahora hacíamos otras cosas y de esa manera también nos valía para tener una vida sexual satisfactoria.

Una vez repartidos los regalos nos estuvimos haciendo unas fotos familiares y por supuesto Gonzalo mi cuñado y jefe no desaprovechó la oportunidad de agarrar por la cintura a mi mujer, con la mano lo mas bajo posible (cerca de su culo) mientras yo les hacía una foto juntos pegados al árbol de navidad.

- Hazme una así con mi cuñada favorita, dijo el cabrón sabiendo que me molestaba que se pusiera así con Claudia.

Cuando ya había pasado el día, estábamos mi mujer y yo por la noche a solas en nuestra habitación, me encontraba sentado en la cama mirando las fotos que había hecho durante el día y justo llegué al par de fotos en la que Gonzalo agarraba por la cintura a Claudia e incluso se ponía detrás de ella rodeándola con los brazos, arrimando lo mas posible el paquete al cuerpo de mi mujer.

- Me pone de los nervios que el plasta de Gonzalo siempre esté encima tuyo.
- ¿Y que quieres que haga si se ha puesto pesadito que se quería hacer una foto conmigo?
- Es que no le soporto y menos cuando te toca...
- Ya sé que te cae muy mal, pero tampoco quiero pegarle así un corte delante de todos, al fin y al cabo es el marido de mi hermana.
- Pues que se vaya con tu hermana, pero que te deje ya tranquila.
- Vale, no quiero hablar mas de este tema, tan poco ha sido para tanto, solo ha sido una foto, punto y final de la discusión.
- No te enfades Claudia, eh...anda ven un momento, ahora que se han dormido las niñas, me gustaría darte un regalo que tengo.

Le entregué una cajita mas o menos del tamaño de una caja de zapatos a mi mujer envuelta en papel de regalo. Claudia ilusionada comenzó a romper el papel.

- No tenías que haber comprado nada, ya me has regalado muchas cosas cariño.

Cuando terminó de abrir el paquete, puso cara de resignación al ver el regalo, luego abrió la caja y sacó lo que había dentro. Era un arnés último modelo del que colgaba una enorme polla realística de 20x4,5 cms.

- ¿Otra mas?, pero si ya tenemos 3, dijo Claudia.
- Si, pero vi ésta en internet y me gustó, ¿podíamos probarla esta noche no?, hace tiempo que no me lo haces.
- Cada vez las compras mas grandes, dijo sopesando el tamaño de la polla, - ésta creo que te va a doler, pero de verdad que esta noche no me apetece, ¿te parece si lo dejamos para el fin de semana que viene?
- Joder Claudia tenía muchas ganas, me apetece correrme, llevamos días sin hacer nada...
- ¿Estás excitado?
- Si, mucho, ya son muchos días sin descargar...
- Te prometo que para el fin de semana que viene jugamos con ella, ¿vale?
- Está bien, como quieras...

Claudia comenzó a desvestirse mientras yo guardaba el arnés en una caja que tenemos con nuestros otros juguetitos. Antes de ponerse le pijama se quedó en ropa interior, era blanca, sin nada, ni dibujo ni encaje ni nada parecido, las braguitas eran muy pequeñas y apenas le cubrían el coño, se asomaban por arriba unos pequeños pelos rubios de su pubis recortado, el sujetador era de estos que realzaban sus ya buenos pechos todavía un poco mas. Mi mujer estaba estupenda en ropa interior, le dije que se acercara un momento y ella se puso de pies delante de mi que permanecía sentado en la cama, pasé mi mano hacia delante y toqué su duro y prieto culo.

- Estás tremenda Claudia, vaya culo, está como una piedra, yo creo que no estabas tan buena ni cuando íbamos a la universidad.
- ¿Te gusta?, dijo sentándose en mis rodillas como una niña pequeña.
- Pues claro, como no me va a gustar, estás buenísima.
- Tu también te mantienes todavía muy bien.
- No me mientas Claudia, sabes que estos años he bajado mucho, no tengo muchas ganas de hacer deporte...
- Cuando quieras te vienes un día al gimnasio y bajamos esto, te está empezando a salir un poco de tripita, jajaja...
- Me gustaría metértela...

Mi mujer me miró con cara de sorpresa, como si no entendiera lo que acababa de decir.

- ¿Como has dicho?, me dijo
- Que me gustaría metértela...
- ¿Ahora?, ya te he dicho que hoy...
- No tiene que ser ahora, solo digo que me gustaría volver a metértela, hace mucho tiempo que no te follo...
- Yo pensé que lo que te gustaba era lo contrario, que yo te lo hiciera a ti, dijo pasándome el dedo indice por el paquete.
- Bueno si, eso también me gusta, pero alguna vez me gustaría volver a follarte, una cosa no quita la otra...
- Me parece bien, solo que yo creí que ahora estábamos bien así, tampoco quería presionarte ni que te volviera a pasar...lo que ya sabes...
- Aquello fue por la presión de dejarte embarazada y todo eso, ya han pasado años.
- No quiero que lo vuelvas a pasar mal.
- Mira ahora, solo con tenerte así sentada ya la tengo dura.

Claudia me agarró el paquete por encima del slip y palpó el estado de mi polla.

- Ya veo que estás excitado si...

Desabroché su sujetador y se lo quité dejándolo caer al suelo, ella estaba desnuda de cintura para arriba mientras seguía sentada en mis rodillas. Acaricié las tetas con una mano alternando el sobeteo sobre ambas cada vez mas fuerte, Claudia no me había soltado la polla, es más, ahora me masturbaba agarrándome el pene por encima del slip.

- ¿Que haces David?, dijo mi mujer empezando a gimotear.
- Tienes unas tetas tremendas, me vuelven loco, dije agachándome para meterme un pezón en la boca.

Claudia se dejó comer los pechos un rato, estaba excitada y me había liberado el miembro para pajearme directamente, tenía los ojos cerrados y me acariciaba el pelo para apretarme contra sus tetazas, los gemidos de mi mujer cada vez eran mas altos y el ritmo al que me pajeaba también se iba incrementando.

Me puse de pies frente a mi mujer y nos dimos un morreo salvaje, agarrándome a sus duros glúteos levanté su pequeño cuerpo y después la dejé caer sobre la cama boca arriba, me metí entre sus piernas y poco a poco la fui sacando las braguitas. En unos segundos tenía a Claudia desnuda en la cama y abierta de piernas deseando que me la follase. Pero se lo iba a hacer de rogar un poco más, le abrí el coño tirando de sus muslos y le pegué varios lametazos en su rosada vagina.

- ¡Que bueno!, dijo Claudia sujetándome por el pelo.
- ¿Quieres que te folle ya?, dije poniéndome de rodillas entre sus piernas.
- Si, ¡¡hazlo ya!!

Pero todo fue mental.

En cuanto fui acercando mi polla a su entrepierna comenzó a deshincharse a pasos agigantados, perdiendo la erección, “no, por favor, no, ahora no joder”, pensé para mis adentro mientras sujetaba mi flácido miembro entre los dedos. Claudia deseosa y con el coñito brillante por la humedad de su excitación me dijo.

- ¡Vamos métemela!

Intenté hacerlo sin éxito, me quedé bloqueado por completo, ya sabía que mi polla no me iba a responder, pero aun así lo seguí intentando para desespero de Claudia.

- ¡Venga!, ¿que haces?, ¿me la vas a meter?, ven déjame a mi, dijo bajando la mano para ser ella la que guiara el pene a su entrada.
- No, ¡para!, dije demasiado tarde para que ella no se diera cuenta de lo que pasaba.

Pero Claudia ya tenía mi pingajo entre las manos y se debió sentir ridícula ofreciéndome su cuerpazo, mientras sujetaba aquel trozo de carne inerte. Vaya humillación.

- ¡Te he dicho que pares!, ¡no me toques!, siempre tiene que ser lo que tu digas, dije enfadado echándome a un lado de la cama, - mejor lo dejamos.
- Encima te enfadas tu, manda narices, la última vez, ¿me has oído?, ¡¡esta es la última vez!!, dijo Claudia poniéndose la ropa interior y después del pijama a toda prisa.

Media hora mas tarde ya dormía tranquilamente y yo seguía dándole vueltas a lo que había pasado. Al final tuve que levantarme y me bajé al salón con el portátil, estuve trasteando por varias páginas eróticas, releyendo el relato de “Mi nuevo vecino de 55 años” y cuando ya estaba lo suficientemente excitado me conecté a un chat. Estaba conectado mi confidente virtual, Toni24.

- Que tal va todo deibiz?
, me escribió.

Última edición por economista fecha: 18-oct-2017 a las 01:37.
economista is offline   Citar -
Los siguientes 15 Usuarios dan las gracias a economista por este Post:
Antiguo 18-oct-2017, 19:26   #39
viciosinfin1973
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: jun-2017
Mensajes: 194
Gracias 187 Veces en 117 Posts
Predeterminado

Gran capítulo Economista.


Animo con el resto
viciosinfin1973 is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a viciosinfin1973 por este Post:
Antiguo 19-oct-2017, 07:19   #40
pajero1970
Mega Pajillero
 
Avatar de pajero1970
 
Fecha de Ingreso: jun-2016
Mensajes: 148
Gracias 454 Veces en 84 Posts
Predeterminado Gran relato

Soy otro de los que se suman a las felicitaciones.
Muy morboso y bien escrito. Espero ya los nuevos capítulos...
pajero1970 is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a pajero1970 por este Post:
Antiguo 25-oct-2017, 00:51   #41
economista
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: oct-2011
Mensajes: 224
Gracias 2.888 Veces en 173 Posts
Predeterminado

Bueno continuo con la siguiente parte del capitulo 3, en ella hago el primer cameo con la mujer de un paji, se llama Eva y me dijo que estuvo hace unos meses de despedida de soltera por Madrid junto con su cuñada y amigas...espero que le guste.
economista is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a economista por este Post:
Antiguo 25-oct-2017, 01:22   #42
economista
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: oct-2011
Mensajes: 224
Gracias 2.888 Veces en 173 Posts
Predeterminado

Estaba en un bar junto con otros dos amigos y no dejó de fijarse en el grupito de las chicas de la despedida de soltera. Había una que era la que llevaba la voz cantante, era la mayor en un grupo de treintañeras, iban disfrazadas como de diablesas y a la novia la habían colocado la típica polla de goma en la cabeza. (que originales), llevaba en la mano una tarrina con varios chupa-chups hasta que se acercaron donde estaban ellos y la novia les preguntó.

- ¿Me compráis un chupa- chups?, es que estas cabronas me han quitado todo el dinero y tengo que ir vendiéndolos para poderme pagar las copas.
- ¿Cuanto es?, preguntó Víctor.
- Dos eurillos, dijo la novia con cara de pena.
- Venga anda, dame un par de ellos.

Mientras le pagaba los 4 euros a la novia no dejó de mirar a la amiga que estaba justo detrás de ella, morena, atractiva, pelo largo y buenas tetas, lucía bien hermosa un anillo de casada, era la mayor del grupo. Cuando se iban a ir Víctor se dirigió a ella.

- Perdona, ¿como te llamas?.
- Me llamo Eva.
- Pues encantado Eva, yo soy Víctor, ¿puedo invitarte a una copa?.
- ¿Estás ligando conmigo?.
- De momento te estoy invitando a una copa.
- Estoy casada, dijo levantando la mano y enseñando su anillo.
- Me da igual eso, ¿puedes tomarte una copa con un desconocido o no te deja tu marido?
- Claro que me deja, además no está aquí ahora para prohibirme nada.
- ¿Entonces te pido esa copa?
- No creo que tardemos mucho en irnos, te lo agradezco.
- Venga solo una copa...

Eva se quedó mirando a sus amigas que seguían la fiesta sin ella y al final decidió aceptar la invitación de ese hombre que era tan atractivo, rondaría los 45 años, 1,80, de pelo moreno peinado a raya y se notaba que hacía su ejercicio, por lo que tenía un buen cuerpo, pero lo que mas le gustaba de él era la seguridad que transmitía en si mismo. Se estuvieron contando a que se dedicaban, Eva trabajaba en una gestoría y Víctor le contó que era médico en un hospital, que estaba separado, que solía salir de fiesta alguna vez en el bar donde estaban...

- Vaya, vaya, así que he ligado con un médico.
- Solo te he invitado a un martini, de momento..., ¿sabes?, no pegas mucho con ese grupo, tu eres toda una mujer y ellas...
- ¿Me estás llamando vieja?, dijo Eva de bromas.
- Para nada, seguro que eres mas joven que yo, tengo 42 años...
- Yo tengo 43, cumplidos hace dos días...
- Pues ya quisieran tus amigas de 30 estar como tu, ¿tienes hijos?
- Si ,dos...ahí se han quedado los pobres con el padre...
- Pues si me permites decírtelo, tienes un cuerpazo para tener 43 y dos hijos...y sé de lo que hablo...
- ¿Oyes, tu vas muy lanzado, no?, le dijo Eva.
- Si, no me gusta perder el tiempo.
- Tienes pinta de que pocas veces te dicen que no.
- ¿Y que haces tú con esas chicas?, ¿de quién es la despedida?.
- Es de mi cuñada, se casa con mi hermano pequeño.
- Así que tu estás vigilando, dijo Víctor.
- No, pero bueno, las amigas se vieron un poco en la obligación de invitarme.
- De todas formas no suelen ser fechas para una despedida.
- Si, es que se casan el 1 de febrero.

Mientras estaban hablando se acercó una de las del grupo de la despedida.

- Venga Eva, nos vamos a otro bar, dijo la chica.
- Bueno Víctor, encantada de haberte conocido, dijo Eva.
- Quédate a tomar otra copa, lo estamos pasando bien, pregunta que donde van a ir luego y te vuelves a unir con ellas.
- Es que no somos de Madrid, no sabemos donde vamos a ir.
- Mira hacemos una cosa, te quedas a tomar la copa conmigo y luego las llamas por teléfono y yo te acompaño donde estén, ¿te parece bien?.

Eva se quedó dudando y mientras miró a la chica que hizo un gesto con la cara como diciendo “tu verás si te quieres quedar”. Al final le dijo a la amiga de la despedida.

- Quedaros por algún bar cerca que ahora voy para allá, esperarme, dijo Eva.

Y finalmente aceptó de nuevo la invitación de Víctor y dejó que se fueran a otro sitio las de la despedida de soltera.

- Si van a estar mejor sin ti, al fin y al cabo ellas serán las amigas de la novia y estarán hasta un poco cortadas porque esté la cuñada delante, dijo Víctor.
- Estas no se cortan con nada, pero si, seguramente estén mejor sin mi.
- Pues yo, si te quieres quedar conmigo toda la noche no tengo ningún problema.
- Venga anda, vamos a pedir esa copa y luego me vuelvo con ellas.
- Si, no sea que se entere tu marido que te has quedado con un desconocido en otra ciudad, ¿le sentaría mal?, dijo Víctor.
- Pues no, no es celoso y confía en mi, además para una vez que salgo, dijo Eva.
- ¿Hace mucho que no salías?.
- Pues así de fiesta si, unos cuantos años, ha cambiado mucho esto, ahora con la música esta del reggeaton y todo el mundo con los tatuajes, los piercings, estos jóvenes de hoy en día, quien tuviera su edad de nuevo...
- A ti no te hace falta, seguro que de joven no estabas tan estupenda como ahora, se nota que te cuidas.
- Que va, pero si no hago nada de ejercicio, dijo Eva.
- Pues tienes un cuerpazo.

Después de la segunda copa vino la tercera y luego unos chupitos, cuando se quisieron dar cuenta ya había pasado una hora desde que se habían ido las amigas de la despedida de soltera. Eva miró el móvil y vio que no tenía ninguna llamada perdida de sus amigas, pero tampoco le importó, se lo estaba pasando muy bien con aquel desconocido, que por cierto cada vez le resultaba mas atractivo. Desde luego que parecía que tenía mucha experiencia con las mujeres.

- Bueno ¿y esta es tu táctica para ligar?, ¿emborracharme?, le preguntó Eva directamente, - me supongo que no me estarás invitando a tantas copas porque te caigo bien, pensé que tenías mas estilo para ligar...

Víctor se quedó extrañado por la pregunta, pero se dio cuenta de que Eva estaba cayendo en su juego.

- La verdad es que me caes muy bien y estoy pasando una noche muy agradable con una morenaza, súper atractiva.
- Es que no paras, llevas toda la noche igual, jajaja, diciéndome lo buena que estoy, ya es muy tarde, yo creo que me voy a tener que ir con las chicas, voy a ver si las encuentro.
- ¿Porque no te vienes conmigo y te olvidas de tus amigas?, no ves que ni se han acordado de ti, dijo Víctor pegándose a ella y agarrándola por la cintura.

Eva se quedó paralizada de como le había puesto la mano alrededor de sus caderas, hacía muchísimos años que otro hombre que no fuera su marido le tocaba así en ese plan, pero no se sintió molesta, Víctor lo había hecho con mucha sutileza, el contacto con aquel hombre hizo que empezara a ponerse cachonda. No sabía si eran las copas, o estar allí con ese médico tan atractivo, pero desde hacía mucho tiempo que ella no se sentía tan deseada por otro y además le gustaba mucho esa sensación. No le apartó la mano y dejó que él siguiera insistiendo, al fin y al cabo hacía años que no salía de fiesta y tampoco pasaba nada por tontear un poco con aquel tío.

- No es por mis amigas, pero ya sabes que estoy casada, dijo Eva.
- Es muy afortunado tu marido, no sabe la mujer que tiene, me gustaría invitarte a mi casa y nos tomamos la última...
- Para Víctor, no sigas...
- No vivo muy lejos de aquí, en un taxi estaríamos en 10 minutos en mi casa, dijo Víctor, - no me digas que no te apetece.
- Pues claro que me apetece, pero no puede ser, yo no soy así, estoy casada y mi marido es un buen hombre...

Mientras Eva intentaba protestar Víctor bajó una de sus manos y le tocó el culo con mucha elegancia, ella se sintió un poco estúpida dejándose sobar los glúteos mientras le contaba a Víctor que su marido era una buena persona. Pero tampoco le retiró la mano, pensó que le iba a dejar un poco más y que luego pondría punto y final a todo aquello.

- Vamos a mi casa y nos tomamos la última tranquilamente, sin tanto ruido, tu y yo solos...
- No debería estar aquí Víctor...
- Tranquila que no pasa nada, relájate, no pienses tanto y solo disfruta, déjate llevar...
- No insistas mas, de verdad que no puede ser, dijo Eva.

Sin embargo se había girado hacia él y hacía tiempo que le estaba rozando ligeramente con uno de sus enormes pechos en el brazo. De siempre había tenido las tetas muy grandes y desde los tiempos del instituto le gustaba utilizar esa técnica para calentar a los chicos. Lo siguió haciendo en la universidad e incluso así fue la primera vez que se ligó a su marido. Ahora se juntó un poco mas con él e hizo mas presión con su pecho sobre el brazo de Víctor. Le estaba rozando descaradamente con sus tetazas y tenía los pezones duros como piedras, seguramente le debían de haber crecido un par de centímetros.

Se sintió tremendamente excitada y junto con la deshinibición de las copas que se había tomado se le pasó varias veces por la cabeza hacer una locura. No podía resistirse a aquel hombre y cada vez tenía mas ganas de tener sexo con él, pero ella no era así, llevaba mas de 10 años casada y casi 20 con su marido y nunca le había puesto los cuernos, pero así como estaban, dejándose sobar el culo como una colegial y haciendo de calienta pollas como cuando iba a el instituto se dejó llevar. Si Víctor insistía un poco mas iba a perder la cabeza.

- Venga vamos a mi casa, estaremos mas cómodos, dijo Víctor haciendo mas presión sobre su culo.
- Apenas te conozco, no me gusta ir a casas de desconocidos y menos a estas horas...
- Sabes que me llamo Víctor y que soy médico en el hospital de la ciudad, ¿que mas quieres saber?.
- No es eso...mira todo esto es una locura...
- Si no quieres ir a mi casa, vamos a un hotel, aquí al lado hay uno que está muy bien, tu no te preocupes, yo me encargo de todo...vamos...

Víctor rodeó a Eva por la cintura y se marchó fuera del bar con ella, estuvo tentada varias veces de decirle que se volvía con sus amigas, pero el caso es que acompañó a aquel desconocido por la calle y 5 minutos mas tarde estaban a las puertas de un hotel. Con determinación Víctor entró dentro mientras volvía a rodear su cintura con el brazo. Eva avergonzada miró hacia los lados por si alguien pudiera reconocerla, pero sabía que era absurdo, eran las 3 de la madrugada, el hall del hotel estaba vacío y se encontraba en una ciudad distinta de la que vivía con su familia y amigos.

- Una habitación para dos, dijo Víctor.

El recepcionista miró a la parejita y enseguida les pidió los Dni. Eva le miró a Víctor y le dijo que no con la cabeza, como intentando buscar ser muy discreta.

- Me voy a alojar yo solo, dijo Víctor, ella es solo una amiga que me acompaña, no hace falta pedirla el Dni, ¿verdad?.
- Entiendo lo que me dice, por supuesto señor, con su Dni es suficiente. ¿desayuno?.

Víctor miró a Eva como preguntándola si quería desayunar por la mañana, ella dijo que no con la cabeza, desde luego que en aquel tramite estaba pasando mucha vergüenza, se sentía como una fulana en un hotel que se iba a dejar follar por aquel tío y percibía como el recepcionista la miraba de manera libidinosa, llevaba el disfraz de diablilla en la mano con sus cuernos y su cola roja y le entraron muchas dudas de última hora antes de subir a la habitación.

- Víctor me voy a ir...
- Espera que ya casi está.
- Habitación 308, allí está el ascensor, según salen a la derecha, que tengan una feliz estancia, dijo el recepcionista.

De nuevo la rodeó por la cintura mientras andaban hasta el ascensor, en cuanto entraron dentro Víctor se apresuró en buscar la boca de Eva y ella temerosa le correspondió el beso hasta llegar a la tercera planta. Ya de camino a la puerta de la habitación del hotel iban agarrados de la mano con un calentón tremendo, pasó la tarjeta por el lector y entraron dentro.

Comenzaron a besarse ahora mas salvajemente y cayeron sobre la cama. Justo en ese momento sonó el teléfono de Eva, Víctor ya la estaba comiendo el cuello y sobándola las dos tetas con las manos por encima de la ropa.

- Espera, espera, que es mi cuñada, son las de la despedida...

Mientras hablaba con las chicas Víctor no perdía el tiempo y escuchando como se excusaba diciendo que estaba tomando una copa en otro sitio le fue sacando los pantalones.

- Dentro de un rato os llamo, dijo Eva ya medio jadeando, ya os busco, no os preocupéis que estoy bien.

Y colgó el teléfono para dejarlo en la mesilla, Víctor ya estaba solo con el bóxer puesto y la levantó un poco para poderla quitar la camiseta, ella también se había quedado en ropa interior. Estaba muy nerviosa y todo su cuerpo temblaba como un flan.

- Estoy muy nerviosa, hace mucho tiempo que no estaba con otro hombre.
- Shhhhh, tranquila, solo disfruta y déjate llevar.

Se tumbaron de lado frente a frente mientras se besaban y no dejaban de tocarse. Se dio cuenta de que Víctor tenía un cuerpazo a sus 42 años y no pudo resistirse a tocarle el paquete por encima del boxer. No va nada mal armado, pensó y sin poder resistirse mas le metió la mano por dentro hasta que le agarró la polla, tenía un buen rabo de casi 20 cms, le salió casi sin querer un pequeño gemido al notar el calor de su miembro en la mano.

- Mmmmmmmm, no estás nada mal, dijo Eva que estaba pensando en que nunca había tocado una polla tan grande.
- Lo mismo digo, dijo Víctor desabrochando su sujetador, tienes unas tetas muy grandes y bonitas...

Mientras Eva comenzaba a meneársela lentamente Víctor no dejaba de jugar con sus pechos, amasándolos bien y pellizcando sus pezones. Cuando se cansó se puso encima de ella y bajó la cabeza para chupar sus tetas, estuvo un buen rato saboreando aquellos manjares y hasta llegó a morder varias veces sus pezones. Eva ya estaba muy cachonda y soltó otro gemido cuando se tumbó sobre ella y le puso la polla encima de su coño para restregársela un par de veces. Ella todavía llevaba puestas las braguitas.

- ¿Quieres que te folle?, dijo Víctor
- Si por favor, hazlo, pero ponte condón...
- Quiero que me lo pidas, dime que te folle, dijo Víctor quitándola sus braguitas.
- ¡Fóllame!, venga, ¡¡fóllame!!

Víctor con toda la tranquilidad del mundo comenzó a ponerse un preservativo mientras Eva le esperaba tumbada con las piernas abiertas. Cuando se puso el condón le restregó varias veces la polla por los labios vaginales, haciéndoselo desear todavía un poco mas.

- ¿Que haces?, ¡venga métemela ya!, ¡no puedo espera mas!
- Dímelo otra vez, ¡dime que te folle!
- Vamos ¡¡fóllame!!, ¡¡fóllame!!

La polla de Víctor se fue deslizando lentamente en el cuerpo de Eva, muy despacio, hasta el final, cuando sus huevos rebotaron contra su cuerpo, ella ya no podía dejar de pedirle.

- ¡¡fóllame!!....ahhhhhhhhh...¡¡fóllame!!, ¡fóllame!, asiiii, ahhhhhhh...¡fóllame!, no pares, ¡fóllame!

Se volvió loca y mas cuando Víctor aceleró el ritmo del vaivén de su cuerpo, era un gran amante y se movía a toda velocidad sin dejar de besar su cuello. Las tetazas de Eva se bamboleaban delante y atrás y la polla de Víctor le estaba llegando lo mas profundo que ningún hombre le había llegado. Le puso las manos sobre el culo para que se la follara mas duro y se abrió de piernas todo lo que puedo para que le llegara lo mas adentro posible. Eva estaba a punto de correrse recibiendo la follada de aquel desconocido, hacía muchos años que su marido ya no se la jodía así.

- Siiiiiiiii, no pares, no te pares...¡¡FÓLLAME, FÓLLAME!!, dijo Eva mientras se corría chillando sin importarla que nadie pudiera oírles.

Cuando terminaron Víctor se salio de dentro de ella luciendo orgulloso todavía una considerable erección.

- Date la vuelta que no he terminado contigo, dijo seguro de si mismo.

Eva se giró y se quedó tumbada boca abajo, esperando ver que es lo que iba a suceder a continuación.

- Así no, ponte a cuatro patas, voy a follarte a cuatro patas, le dijo.

Ella le obedeció y sumisa se puso en la postura que Víctor le pidió.

- Ponte mas sexy, arquea la espalda y saca el culo hacia fuera...


Sin esperar mucho se la volvió a meter desde atrás y agarrándola por la cintura reanudó el polvazo que la estaba pegando. Le gustaba el ruido de los cuerpos al chocar y como ella jadeaba con la cabeza agachada y mirando hacia abajo. Su culo no era tan magnífico como sus tetazas, ahí si que se notaba algo más que Eva tenía 43 años, que había tenido dos hijos y que no hacía mucho ejercicio, pero tampoco estaba nada mal. De jovencita debía de haber sido todo un pibonazo. Ahora era toda una MILF. Le agarró por su larga melena y tiró un poco de ella, quería demostrar quien tenía el control.

- Mirame, quiero ver la cara que pones mientras te follo.

Eva giró el cuello hacia un lado y con esfuerzo intentó mirarle a Víctor a los ojos, su cara era una mueca del placer después de acabar de tener el orgasmo. Al poco volvió a mirar hacia abajo y Víctor de nuevo la tiró por el pelo y así se le folló otro rato más, se echó sobre su espalda para pasar las manos por delante y coger las dos tetas que colgaban como dos enormes ubres. A él tampoco le faltaba mucho para correrse.

- ¡Tienes unas tetas fantásticas!, voy a correrme encima de ti, ¡Voy a correrme encima de tus tetas!.

Se salió de dentro de ella y la giró con sus brazos hasta que Eva quedó tumbada boca arriba en la cama, se sentó sobre su estómago y después se quitó el preservativo. Agarrándose el pene comenzó a menearsela a toda velocidad hasta que se corrió por el cuerpo de Eva que recibió gustosa la caliente corrida de aquel atractivo hombre que acababa de conocer.

Repitieron otro polvazo antes de abandonar la habitación del hotel totalmente satisfechos. Víctor le entregó la llave al recepcionista que se quedó mirando a la parejita.

- ¿Les ha gustado la habitación?, dijo el chico.
- Si, nos ha gustado mucho su hotel, ¿nos puede llamar un taxi?, dijo Víctor.
- Claro por supuesto.

Salieron los dos a la calle y a los dos minutos llegó un taxi a la puerta del hotel.

- ¿Quieres mi teléfono por si vuelves a Madrid?, dijo Víctor.
- Mejor lo dejamos así, dijo Eva, lo he pasado muy bien, pero no volverá a suceder.

Antes de montarse al coche ella le dió un pequeño pico y después Víctor se quedó mirando como se alejaba el taxi en aquella oscura y fría noche de invierno. Había vuelto a follarse a otra casada que no vería nunca mas.
economista is offline   Citar -
Los siguientes 9 Usuarios dan las gracias a economista por este Post:
Antiguo 25-oct-2017, 01:41   #43
CHARON
Moderador sección Relatos
 
Avatar de CHARON
 
Fecha de Ingreso: abr-2008
Ubicación: EN UN PENTAGRAMA
Mensajes: 22.389
Gracias 15.802 Veces en 7.926 Posts
Predeterminado

Muy bueno, en tu línea como siempre...thumbs up
__________________
LA MUSICA ES LA FORMA DE LAS FORMAS.....


visita mi hilo: http://www.pajilleros.com/showthread...ferrerid205900
CHARON is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a CHARON por este Post:
Antiguo 25-oct-2017, 07:14   #44
pajero1970
Mega Pajillero
 
Avatar de pajero1970
 
Fecha de Ingreso: jun-2016
Mensajes: 148
Gracias 454 Veces en 84 Posts
Predeterminado Muy bueno

Cada vez más enganchado a este hilo
pajero1970 is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a pajero1970 por este Post:
Antiguo 25-oct-2017, 17:05   #45
JoeyTribbiani
Pajillero
 
Fecha de Ingreso: jul-2016
Mensajes: 41
Gracias 19 Veces en 14 Posts
Predeterminado

Este último episodio junto con el de la dependienta y "Mortadelo" son los que más me han gustado hasta ahora.
JoeyTribbiani is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a JoeyTribbiani por este Post:
Antiguo 26-oct-2017, 10:03   #46
CJbandolero
Pajillero
 
Fecha de Ingreso: ene-2016
Mensajes: 31
Gracias 22 Veces en 19 Posts
Predeterminado

Tremendo y muy morboso
CJbandolero is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a CJbandolero por este Post:
Antiguo 26-oct-2017, 15:36   #47
edurneboots
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: ago-2010
Mensajes: 161
Gracias 84 Veces en 43 Posts
Predeterminado Genial pero estoy algo perdido.

Sin duda tienes un gran talento para introducirnos en las escenas de manera muy rapida, y consigues morbo en seguida, sin demasiados previos. Me encanta como escribes y te mueves muy bien en los dialogos que se producen durante los actos sexuales. He leído tus diferentes hilos y siempre me han encantado. Sin embargo a este hilo no acabo de cogerle el punto, parecen como múltiples cortos con múltiples personajes, no acabo de encontrarle un orden. A parte dices que tienes mucho avanzado pero después metes historias a petición de lectores, con lo cual no se si se intercalan en un hilo o es algo suelto que hay que interpretarlo simplemente como un capítulo suelto. No sé, estoy despistado. Que genial escrito y que encantado de leerte, pero eso, que estoy algo perdido. Supongo que no seré el único.
edurneboots is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a edurneboots por este Post:
Antiguo 26-oct-2017, 16:56   #48
pajero1970
Mega Pajillero
 
Avatar de pajero1970
 
Fecha de Ingreso: jun-2016
Mensajes: 148
Gracias 454 Veces en 84 Posts
Predeterminado

Cita:
Empezado por edurneboots Ver Mensaje
Sin duda tienes un gran talento para introducirnos en las escenas de manera muy rapida, y consigues morbo en seguida, sin demasiados previos. Me encanta como escribes y te mueves muy bien en los dialogos que se producen durante los actos sexuales. He leído tus diferentes hilos y siempre me han encantado. Sin embargo a este hilo no acabo de cogerle el punto, parecen como múltiples cortos con múltiples personajes, no acabo de encontrarle un orden. A parte dices que tienes mucho avanzado pero después metes historias a petición de lectores, con lo cual no se si se intercalan en un hilo o es algo suelto que hay que interpretarlo simplemente como un capítulo suelto. No sé, estoy despistado. Que genial escrito y que encantado de leerte, pero eso, que estoy algo perdido. Supongo que no seré el único.
Pienso igual que tú. Aparentemente los relatos no tienen mucho que ver unos con otros, pero los disfruto igual.
A lo mejor más adelante, según avance el relato, todo acaba encajando.
pajero1970 is offline   Citar -
El siguiente Usuario da las gracias a pajero1970 por este Post:
Antiguo 30-oct-2017, 11:15   #49
economista
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: oct-2011
Mensajes: 224
Gracias 2.888 Veces en 173 Posts
Predeterminado

MODERACION.

A petición del autor de este hilo, he borrado este post...

Última edición por CHARON fecha: 02-nov-2017 a las 16:24.
economista is offline   Citar -
Los siguientes 9 Usuarios dan las gracias a economista por este Post:
Antiguo 30-oct-2017, 11:27   #50
economista
Mega Pajillero
 
Fecha de Ingreso: oct-2011
Mensajes: 224
Gracias 2.888 Veces en 173 Posts
Predeterminado

Cita:
Empezado por edurneboots Ver Mensaje
Sin duda tienes un gran talento para introducirnos en las escenas de manera muy rapida, y consigues morbo en seguida, sin demasiados previos. Me encanta como escribes y te mueves muy bien en los dialogos que se producen durante los actos sexuales. He leído tus diferentes hilos y siempre me han encantado. Sin embargo a este hilo no acabo de cogerle el punto, parecen como múltiples cortos con múltiples personajes, no acabo de encontrarle un orden. A parte dices que tienes mucho avanzado pero después metes historias a petición de lectores, con lo cual no se si se intercalan en un hilo o es algo suelto que hay que interpretarlo simplemente como un capítulo suelto. No sé, estoy despistado. Que genial escrito y que encantado de leerte, pero eso, que estoy algo perdido. Supongo que no seré el único.
Cita:
Empezado por pajero1970 Ver Mensaje
Pienso igual que tú. Aparentemente los relatos no tienen mucho que ver unos con otros, pero los disfruto igual.
A lo mejor más adelante, según avance el relato, todo acaba encajando.
Sé que de momento es un poco dificil de seguir el relato y parece que hay muchos personajes, por eso estoy en formato pdf todo para que se siga mejor al final de cada capitulo.

Por hacer un breve resumen:

- Está el protagonista David que es el que relata en primera persona y su mujer Claudia, profesora de instituto y una pija de buena familia.
- La familia de Claudia, el hermano que se llama Pablo y su mujer Marina y luego la otra hermana Carlota casada con Gonzalo el jefe de David.
- Mario y Lucas, dos alumnos de Claudia que se pajean con ella.
- Antonio, es un ciberamigo de David, sale con una morena llamada Marta.
- Mariola, aunque todavía no ha salido, es amiga de Claudia, compañera de pádel, se habla de ella en el relato que acabo de publicar.

Y por último Victor, del que de momento sabemos que es médico y le gusta a follarse a casadas, tiene una aventura con una enfermera llamada Judith.

Esos son de momento los personajes, lo del cameo no es un relato individual, iba a hacer que Victor se follara a una casada, en vez de inventarme un personaje me gustaría que se follara a una mujer de verdad de algún paji, o alguna novia, pero el personaje de Eva ya no va a volver a salir mas. Solo era una muestra de la facilidad que tiene para ligar Victor...

Espero ir aclarando un poco por donde va el relato.
Un saludo
economista is offline   Citar -
Los siguientes 7 Usuarios dan las gracias a economista por este Post:

Responder

Retroceder   Inicio > Gente > Tus Relatos y experiencias


Herramientas